La Fundación Smurfit Kappa promueve el desarrollo integral de la niñez mexicana #Responsabilidadsocial

Smurfit Kappa, compañía global líder en la fabricación de soluciones de empaque a base de papel, tiene como uno de sus pilares en sostenibilidad la inversión en programas que contribuyan al mejoramiento en la calidad de vida de las comunidades en las cuales tiene el privilegio de operar. Por ello, y conociendo la necesidad de espacios para el uso óptimo del tiempo libre de los niños de la zona de Ecatepec, la Fundación Smurfit Kappa invirtió USD $600,000 dólares en la ampliación de su Centro Comunitario.

Estas instalaciones, que cuentan con espacios abiertos para deportes y salones para las actividades lúdicas y culturales, están ubicadas en un área contigua al complejo de Cerro Gordo en Santa Clara de Ecatepec en el Estado de México. En los 619m2 del Centro también se ofrece asistencia a niños y sus familias en salud, desarrollo psicosocial y cuidado ambiental.

Jorge Ángel, CEO de la Compañía en México, afirma que “este Centro Comunitario es motivo de gran orgullo para Smurfit Kappa México y la Fundación Smurfit Kappa, porque además de reafirmar nuestro compromiso con la comunidad de Ecatepec, estamos ofreciendo a cientos de niños y sus familias una alternativa de altísima calidad para el uso de su tiempo libre. Nos hace felices ver sus sonrisas y saber que estamos contribuyendo a su bienestar y calidad de vida”.

En el Centro Comunitario se ofrece un programa de fútbol y danza (jazz, baile regional, bailes de salón y zumba), talleres de hidroponía, clases de regularización y clubes de tareas, evaluaciones multidisciplinarias, y cursos de vacaciones.

El programa de responsabilidad social de Smurfit Kappa también se enfoca en la calidad de vida de nuestros empleados que son nuestro activo más importante. En este Centro Comunitario buscamos inculcar en ellos la importancia de aportar al cuidado del medio ambiente, de velar por nuestros valores de lealtad, respeto e integridad y que a través de una comunicación abierta, la comunidad, sea partícipe de esto que va en nuestro ADN”, agregó Lila Nahón, Directora de Recursos Humanos de la compañía.

Además de invertir en el desarrollo comunitario en este nuevo Centro, la Fundación Smurfit Kappa en México invierte en Educación y Cuidado Ambiental en las comunidades que rodean a las otras 25 operaciones que tiene en el país. Entre estos programas se encuentran:

  • Educación Continua - programa de formación que ayuda a los empleados en la culminación de sus estudios hasta el nivel de preparatoria. La primera generación de egresados en 2017 fueron 20 empleados de la Planta de Culiacán.
  • Mini Colegas - talleres para contribuir a que los niños en educación primaria reconozcan la importancia del ciclo de vida del papel y el aporte fundamental que hace a él las fibras vírgenes y recicladas. Se refuerza la necesidad de recuperar, reutilizar y reciclar como manera de poner su granito de arena.
  • Súmate – programa de voluntariado empresarial que promueve la participación de los empleados de Smurfit Kappa en acciones sociales. Ellos han participado en jornadas de recolección de enseres después de desastres naturales y de juguetes para niños, han hecho jornadas de limpieza en Ecatepec, donado cabello para la fabricación de pelucas y aportan al programa Last Wish en Guadalajara, el cual permite a los niños con cáncer terminal cumplir con sus sueños. También se llevan a cabo las Posadas navideñas o festejos del día del niño en orfanatos y escuelas.

La Fundación Smurfit Kappa invirtió globalmente en 2017 USD $ 5.7 millones en programas de responsabilidad social que buscan contribuir al mejoramiento en la calidad de vida de las comunidades en las cuales tiene el privilegio de operar.